Inauguración  Wiederstandsplatz

Inauguración Wiederstandsplatz

lugar de resistencia a los feminicidios y la violencia patriarcal.

En viernes 22 a las 18h tendremos nuestro encuentro en el que queremos sea nuestro espacio común de referencia para este movimiento en red que arranca como Red contra los feminicidios (Netzwerk gegen Feminizide) una red de colectivos que nos organizamos para visibilizar la violencia patriarcal y denunciar su tratamiento mediatico y demandar medidas políticas concretas asi como para construir una sensibilización social ante lo que ocnsideramos un problema común.

El lugar elegido es la Nettelbeckplatz (Wedding S+U), cuyo nombre y contenido queremos resignificar colectivamente.

Aquí el texto de convocatoria:

El 25 de noviembre de 2020, día internacional contra la violencia contra
las mujeres*, se proclamó la campaña “Red contra el Feminicidio” en la
manifestación de la Alianza de feministas internacionalistas. Bajo el
lema “¡Nos queremos vivas!” nos hemos unido como iniciativas feministas
para luchar por el fin de los asesinatos estructurales de mujeres aquí y
en todo el mundo.
En todo el mundo, las FLINTA*s (Mujeres, Lesbianas, Personas
Intersexuales, Personas No Binarias, Personas Trans y Personas
Asexuales) se enfrentan diariamente a la violencia discriminatoria, y en
todo el mundo nos rebelamos militantemente contra ella. Estamos hartas
de la mentalidad patriarcal que quiere hacernos pequeñas y quitarnos la
voz, hartas de que los feminicidios sean instrumentalizados por la
prensa para hacer reportajes racistas y clasistas y sean minimizados una
y otra vez como “dramas de relaciones” privadas.
Por lo tanto, nos reuniremos el 22.01. a las 18:00 en la Nettelbeckplatz
(Wedding S+U) para inaugurar juntes nuestra plaza de la resistencia.
Hemos decidido tomar este lugar como un lugar de resistencia para llamar
públicamente la atención sobre los feminicidios, para conmemorar juntes
y reaccionar con acciones concretas. Allí nos fortaleceremos juntes,
llegaremos a un público más amplio e incluiremos los feminicidios en la
agenda política.
El ayudante y marino Joachim Nettelbeck, que durante su vida fue, entre
otras cosas, primer oficial de los barcos de esclavos, no merece ningún
honor y que las calles y plazas lleven su nombre es un escándalo. En
cambio, exigimos que la plaza se convierta en un lugar de resistencia
feminista en el futuro y queremos encontrar un nuevo nombre que haga
justicia a tal lugar de resistencia.